Centro Nacional de Documentación e Información de Medicamentos

Según el estudio publicado en la revista JAMA Network Open, que analizó las tendencias en los suplementos dietéticos adulterados asociados con una advertencia emitida por la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de los Estados Unidos desde el 2007 hasta el 2016, los ingredientes farmacéuticos activos continúan siendo identificados en los suplementos dietéticos, especialmente en aquellos comercializados para el mejoramiento sexual o pérdida de peso, incluso después de las advertencias que ha emitido la FDA.

En el estudio se encontró que 776 suplementos dietéticos de venta libre contenían ingredientes farmacéuticos activos no declarados y no aprobados. La mayoría de los productos adulterados se comercializaron para el mejoramiento del rendimiento sexual (45,5%), pérdida de peso (40,9%), o desarrollo muscular (11,9%).

Los ingredientes farmacéuticos encontrados en los productos para el mejoramiento sexual fueron sildenafilo, tadalafilo y vardenafilo, todos ingredientes activos de medicamentos prescritos para la disfunción eréctil, que pueden causar graves daños a los vasos sanguíneos, cuando se hace un uso excesivo de los mismos.

En los productos para perder peso los ingredientes farmacéuticos más comúnmente detectados fueron la sibutramina (retirada del mercado farmacéutico de los Estados Unidos en 2010 debido a los riesgos cardiovasculares) y la fenolftaleína (laxante).

Muchos de los productos comercializados para el desarrollo muscular contenían esteroides anabólicos no declarados, que se han asociado con lesión hepática, pérdida de cabello, alteración del humor, daño renal, infarto de miocardio, embolia pulmonar y trombosis venosa profunda, cuando se abusa de ellos. Otros ingredientes farmacéuticos encontrados en los suplementos dietéticos adulterados fueron antidepresivos y antihistamínicos.

Con los resultados del estudio se evidencia que el uso de ingredientes activos de medicamentos para adulterar a los suplementos dietéticos de venta libre representa un grave riesgo para la salud pública por el potencial de causar efectos adversos graves debido al mal uso accidental, el uso excesivo o la interacción con otros medicamentos, condiciones de salud subyacentes u otros ingredientes farmacéuticos dentro del suplemento.

https://doi.org/10.1001/jamanetworkopen.2018.3337
Fuente: JAMA Network Open. 2018; 1(6): e183337